Mar
¿Rockstar o Emprendedor?

Estimados emprendedores, no se sientan ofendidos, ni mucho menos es mi intensión bajarles el ánimo en este duro camino que han escogido al crear su empresa, pero debo decirte las veces que sea necesario que USTEDES NO SON ROCKSTAR.

rock_star_narcissism_500x300

Muchas organizaciones honestamente tratan de subir la moral de sus emprendedores llamándolo Rockstar, y avivándolos cual presentador de Lollapalooza para que estos jóvenes den todo lo que tienen sobre un escenario en los DEMODAYS y otras instancias en que deben exponer sus iniciativas, generando un estereotipo irreal, que aburre, y deja en claro lo influenciables que son al asumir este Rockstar style.

Los únicos RockStar son los RockStar. Si ustedes no tienen una guitarra en la mano y no pagamos entrada para su mega concierto, van a parecer sobreactuados, ególatras, obsesivos, narcisistas, y esa no es una personalidad con la que muchos quieran hacer negocios.

La moda de emprendedor Rockstar tiene también un grave riesgo, despegarte de la realidad. Si obtienes unas pocas metas PUEDES CREER QUE REALMENTE LO ERES, y buscar ese nivel de vida de manera obsesiva, gastar el poco dinero de la empresa en pagar oficinas top, computadores de última generación, auto nuevo, etc.

Recuerdo que en mis 21 años cuando comenzaba a tocar la guitarra en Buenos Aires, unas chicas me gritaban “ídolo” (probablemente otras personas también lo hacían pero solo recuerdo a las chicas), yo sin conocer la idiosincrasia porteña todavía, me sentía increíble con aquellos gritos, hasta llegué a pensar que en mi país eran sordos y por fin llegaba a un país con orejas, algo así como Gulliver entre enanos. Luego vi que lo gritaban a cada artista que subía, incluso a los malos.

No en pocas ocasiones me ha tocado lamentablemente tener que enrostrarle su rockstar style a emprendedores con el único ánimo de ayudarlos, ya que para quien no conoce el ecosistema emprendedor, como cualquier cliente, simplemente ve a alguien hiperventilado. Tanta energía, y solo somos 3 personas en una sala pequeña. Además, a los emprendedores Rockstar pocas veces les gusta hablar con clientes, venderles sus productos, disfrutan de ir a la televisión, dar entrevistas, charlas, en vez de buscar clientes buscan inversionistas, o una compañía más grande que los compre antes de haber emitido una sola factura. No estoy diciendo que buscar inversionistas y una salida a tu negocio sea pueril, pero hay que ponerlo en sus debidas proporciones y vivir cada cosa a su tiempo.

El colmo de este estilo es cuando te encuentras con un equipo Rockstar, y el emprendedor trata de vendértelo así. Tenemos a los mejores, ¿como no vamos a tener éxito? Y yo pregunto, ¿donde está el Rockstar vendedor? ¿el que va a trabajar?

Tu discurso de Rockstar -si se le puede llamar así- es privado, es un ejercicio de Programación Neurolinguiística que te ayuda a superar momentos difíciles, te ayuda a levantar a tu equipo cuando quieren bajar los brazos, a sobrellevar clientes complejos y asumir retos ambiciosos. Pero ese grito de ánimo se hace en el camarín, en la cancha valen los resultados.

Este artículo está cargado de un poco de bronca, porque perdí la paciencia con los rockstar style, como una chica que está aburrida de la misma excusa de seducción. Uno da un respiro de paciencia, y se dice “¿otra vez con lo mismo…?”

Hay algunos que no van a cambiar su estilo, porque la superficialidad les acomoda, y mientras más puedan mantenerla a costa de subvenciones, ´pequeños logros enDemosday, u otras instancias, lo seguirán ejerciendo hasta que un día los veamos desaparecer por completo. Pero a los que realmente van inspirados y orgullosos de lo que han logrado, y no de lo que ilusamente podrían lograr, aléjense de los voluntariosos que les dicen Rockstar.

Lo que vale son los resultados. Y si los consigues tampoco vas a ser Rockstar. Podrás conseguir admiración, dinero, respeto, pero tus fans no se van a desmayar ni te van a arrojar su ropa interior. Vas a conseguir satisfacción de lo logrado, y te vas a buscar otra meta más grande, dado que tu identidad te lo permite, así como eres, sin exagerar.

.

Un poco de sarcasmo para terminar

There are no comments so far

Leave a Comment

Don't worry. We never use your email for spam.

Don't worry. We never use your email for spam.